Buscar este blog

sábado, 16 de junio de 2012

Cosas que nos pasan




Autora   :   Doris Sánchez


El pasado no se borra así por así, arrastramos dentro nuestro con esas cosas imposibles de cambiar así sin más y me alegro, porque eso me sigue recordando un pasado adorable que muy a gusto llevo como  mi fiel compañero.  He estado en días pasados  visitando  la podóloga,   esos especialistas que se ocupan del bienestar de nuestros pies, que sin ellos en forma la vida ya no podría ser satisfactoria, Lorena  convirtió la visita en una charla muy amena, chica agradable y sencilla que al finalizar  me hizo varias recomendaciones, le compré unas plantillas que al decirme su precio así sin siquiera pensarlo  dos veces le pedí rebaja con toda la cara, sí han leído bien, le pedí rebaja, ella sorprendida mientras abría enormemente los ojos me decía,  ese es su precio!!! Qué piensan que hice ante la evidencia, pues reír a carcajadas y decirle perdona, es que soy dominicana, en mi tierra siempre se pide rebaja!!!  Reí sin parar durante varios días, estaba feliz de reafirmar mis raíces, de sentirme  y haberme comportado como una auténtica dominicana pese a los más de 10 años que llevo viviendo  en España.



¿Por qué me paso esto? encima con una persona que veía por primera vez, que igual pensaría mal de mi actitud impulsiva pero muy sincera, en Dominicana te dan un precio y entre rebaja y rebaja cierran la venta por debajo de la mitad del precio inicial, se lo digo porque es así, caso contrario en Guatemala y El Salvador donde he estado y de rebajas nada de nada, cada país tiene sus cosas, yo sin querer he pedido rebaja en España, pero si vas a un mercadillo o rastro ahí sí que consigues rebajas si las pides claro está.  Nunca antes lo había hecho  y os aseguro que me ha encantado!!!

Lorena igual no lea este artículo y si lo hace con toda seguridad se reirá un poco,  aunque le dejé mi tarjeta pendiente de una entrevista para hablar sobre el cuidado que debemos dar a nuestros pies, los casi siempre olvidados y que a penas miramos un poco de cara al  verano, que os sirva la reflexión aún sea para partirse de la risa como he hecho yo.

Dominicana soy, de mis raíces nunca voy a olvidarme y mucho menos avergonzarme!!!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada