Buscar este blog

domingo, 1 de julio de 2012

Soy divorciada, y qué?


Autora   :   Doris Sánchez

Vengo del Caribe donde la cultura tienes sus exigencias y hasta complicaciones, recuerdo que una mujer divorciada debía pisar muy fino sobre todo saber con quién se juntaba y lugares que visitaba, cuando me divorcié del padre de mis hijos marché a casa de mi madre como era lo habitual, una amiga de mi madre ha ido a visitarme para darme las instrucciones correcta sobre cómo tendría que ser mi comportamiento para evitar los mal sanos comentarios y en el futuro  poder entrar a un buen hombre que cargara conmigo y a mayores con mis dos hijos, en unión matrimonial.  Recuerdo tantos buenos momentos que me perdí en ese entonces, no poder compartir con amigas de antes y de tratar a un hombre era casi imposible.

Si alguien ha pensado que ese control y seguimiento excesivo era cosa de la adolescentes  os diré que no es así, para nada se puede igualar o relacionar, una mujer separada con carga familiar era un producto de difícil salida, siempre te dicen “habiendo tantas chicas lindas, jóvenes y sin ataduras, es difícil que aparezca un hombre que cargue con responsabilidades que no le corresponden”  ahora con el pensamiento europeo no  me queda más que pensar, estaba viviendo en la edad de piedra o algo parecido? Que el valor de una mujer dependa de circunstancias que la rodean, algo más allá de su propia persona, sinceramente es que me parto de la risa.

Sabías que la gran mayoría de mujeres  que inician una nueva vida en solitario, a mayores son acusadas hasta por sus propios familiares de  haber sido  las responsables del final de la relación? ... si hubieses aguantado un poco más... !!, es lo que suelen decir, las acusan de inmaduras, exageradas  o impulsivas,  y si no trabajaban y el hombre era el que traía el dinero a casa  peor sería la reacción, nunca jamás se ponen en su lugar y mucho menos pensar en el daño que una relación imposible causa en los menores, es un daño a veces irreversible que les marcará para toda la vida, que conste que no he tocado el tema de los malos tratos porque sería ahondar demasiado en la llaga.


En España he conocido circunstancias totalmente diferentes, hombres enamorados de una mujer que no solo la han aceptado con sus hijos a cargo, les han dado hasta sus apellidos y criados como si fueran sus propios hijos, hombres que han renunciado a la paternidad porque consideran que ya tienen los hijos que habían soñado, eso es algo admirable que me ha llenado de profunda satisfacción.  Te imaginas que el propio padre de esos menores se niegue a darles una pensión alimenticia y surja alguien del entorno o  a mucha distancia que les  supla  todas sus necesidades y represente como el padre que nunca tuvieron?

Con toda seguridad las cosas habrán cambiado para tranquilidad de las mujeres separadas o divorciadas aunque debo hacer un apunte, cuando el Príncipe Felipe de Borbón anunció su compromiso matrimonial con la periodista Letizia Ortiz una mujer divorciada aunque sin hijos, se armó un alboroto tan grande que me invitó a trasladarme a mi pueblo natal cuando me separé, eso me indicó que a veces no hay barreras para la mente queriendo o  sin querer nos lleva por caminos totalmente equivocados, una mujer divorciada  es  hoy  Princesa de Asturias y será la  Reina de España, ha sido madre de dos hermosas niñas y llenado completamente el corazón de nuestro Príncipe  heredero de la corona Española.

Mujer, nunca jamás permitas que te evalúen como pieza de mercado o  grandes almacenes  en  tiempos  de rebajas, "Nunca permitas que nadie ponga precio  a tu persona,  sentimientos y cualidades", recuerda que  todos indistintamente de las circunstancias  que nos rodeen, somos personas y merecemos una vida futura mejor, la oportunidad de soñar y culminar nuestros proyectos de vida.  Antes ya os había comentado que mi madre luego de separarse de mi padre, nunca jamás miró a un hombre, no porque no fuera guapa para lograr conquistar algún corazón enamorado, mi madre siempre ha dicho muy orgullosa de su proeza, jamás le pondría otro padre a mis hijos!!!   "la típica expresión de la mujer de antaño a la que pesaba demasiado la falta de su vestido"  una demostración de seriedad para así evitar quedar en boca de todos, sinceramente eso tiene méritos, mi madre pertenecía a una generación  más deprimente, no era bien visto que una mujer con hijos  permitiera que un desconocido viniera a ocupar el lugar del padre de sus hijos....., la mujer seria en lo adelante,  se debería dedicar a la crianza de los hijos y nada más,  lamentable no?
Soy  divorciada y qué? Yo también tengo derecho a soñar ……..

http://www.vidademama.com/ser-madres-solteras/

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada