Buscar este blog

sábado, 19 de noviembre de 2011

Mis buenos deseos



Autora   :   Doris Sánchez


Cuando el mundo está revuelto y no entendemos nada, cuando deseamos poner nuestro granito de arena y no encontramos el lugar apropiado para ello, cuando las preguntas invaden nuestra mente y la prensa nos aporta sucesos lamentables, violencia de género, paro, indigencia, desahucios, inmigración en pateras exponiendo sus  vidas ante el peligro, imputaciones judiciales de altos mandos y lo peor es que no podamos hacer nada, mucho menos sumergirnos en el profundo pozo  de la depresión.

Hablo de lo que debería ser un sabio consejo para mi propia persona porque mucho lo necesito, no soy consejera ni psicóloga pero al menos intuyo  lo que necesito para sentirme mejor, más útil a la sociedad y a mí misma como persona,  porque cuando no se cuenta con esos requisitos indispensables para una vida en armonía hay un vacío  muy grande y desde nuestro interior  algo nos reclama  que luchemos para alcanzar ese bienestar. Algo parecido a la voz de la conciencia de la que tanto se habla.

Cuando me siento mal por algo en concreto no me puedo detener a lamentarme, es necesario salir de la cuestión como sea, aún teniendo que tomar decisiones que antes ni  por la cabeza me  hubiese pasado, todos tenemos una inteligencia innata  para elegir el mejor camino y si nos equivocamos no pasa nada, nunca es tarde para rectificar.


Cada persona ocupa un lugar, un espacio en el universo, que viene siendo como su terreno privado.  Me aferro a esta posibilidad para entender que si estamos  aquí  alguna función debemos   desempeñar, unos van muy deprisa y otros más lentos pero lo  importante es llegar a la meta deseada.  Me encantan los retos porque generalmente tienen premio y adoro los regalos.  Quedarnos estáticos no nos favorece  para nada, casi mejor tener cada día en agenda nuevas objetivos .

Aspirar a un mundo mejor  dando a este día de reflexión para los españoles la importancia que amerita, preparar nuestra mente y voluntad para los comicios electorales de mañana, para votar por el que mejor nos parezca pero sin olvidar las necesidades de los habitantes de esta hermosa tierra.  El voto de los indecisos es necesario pero más necesaria es la tranquilidad de espíritu y disposición para cumplir con un deber que  corresponde a todo ciudadano, ser partícipes de la vida política y social.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada